Dilao: la obra libre

Un espacio escultórico a gran escala

1012
texto Emmanuel Sandoval
fotografías cortesía de Dilao

A cielo abierto, entre la tierra, firme y caprichosa, y las nubes, efímeras e inalcanzables. Ahí yacen, imponentes, las esculturas del artista filipino-mexicano Eduardo Olbés. En un jardín secreto, a los pies del Cerro del Tesoro, en Tepoztlán, que se expande a lo largo y ancho de tres hectáreas, 50 esculturas se mimetizan con su entorno.

La idea no es fortuita ni casual. Es más bien causal; un proyecto que Olbés había visualizado por años y que resonaba en su cabeza cada vez que visitaba una exposición enclaustrada entre paredes, restringida. 

 

Dilao —que significa amarillo en tagalo— es el nombre del espacio escultórico y expositivo con el que Eduardo, de manera explícita, expresa cómo debería ser la relación entre una pieza de arte y el espectador: completamente libre. 

 

Y es que Olbés explica que las galerías y los museos cumplen con su labor de proteger las obras, pero carecen de la capacidad para que éstas alcancen su máximo potencial, ya que el rango de vista, la forma en la que se puede interactuar con ellas e incluso la capacidad del mismo artista para conectar con su propia obra una vez terminada, está limitada al entorno físico que la rodea.

 

En Dilao, la cercanía o la distancia con la que se pueden apreciar las esculturas depende de cada uno. Recorrer los pasillos de sus jardines colmados con flores y árboles frutales (en su mayoría cítricos) es, además, una experiencia multisensorial muy especial.

Si bien el espacio está dedicado a su propia obra, Olbés ha invitado a unos cuantos artistas a mostrar también su talento: Valentina Glez Wohlers, Julio Martínez Barnetche, Iván Puig y Juan Sánchez. El objetivo no es solo el de abrir un espacio en el que otros puedan expresarse, sino el de dotar a las piezas que estos artistas conciben del perfecto escenario en el que puedan ser admiradas y por qué no, adquiridas.

 

“Cada obra está enmarcada en su propio ambiente, su oasis perfecto, pero es al mismo tiempo parte de un todo, de una sola esencia, de un solo santuario”, explica Eduardo.

 

Dilao es, además, un proyecto sustentable en el que converge la tecnología al servicio de la naturaleza: un sistema de riego de aguas pluviales, un equipo de iluminación compuesto por paneles fotovoltaicos y decenas de árboles plantados que alcanzarán su máximo potencial en 20 años. Un proyecto a largo plazo con el que el artista rinde un homenaje al pueblo mágico.

 

“Esta ha sido mi casa por más de 40 años y tengo que cuidarla. Aquí nacieron y crecieron mis hijos y ahora mis nietos. Dilao materializa lo que siento por Tepoztlán y es una carta de lo que quiero como artista.”

Para visitar Dilao, manda un correo a info@dilao.mx


Ediciones anteriores

192

El arte del encierro: “Foreplay”

“A todos, en algún momento, se nos ha revelado nuestra existencia como algo particular, intransferible y precioso”, […]

2105
192

La Tangente

La “nueva normalidad” que aparentemente nos espera afuera, comenzó con normas establecidas desde el día uno del […]

2005
192

El arte del encierro: “Cuerpos distantes”

Cuerpos Distantes es una pieza de videoarte basada en la interpretación fenomenológica de los conceptos distancia, aire […]

1905
192

Nuevos Tiempos

La comunidad artística —y en especial la fotográfica—, no ha parado de crear iniciativas para recaudar fondos […]

1305
192

El arte del encierro: tercer bloque de proyectos

Esta obra cuestiona los límites espaciales que restringen a un cuerpo encerrado. La cercanía y el contacto […]

1305
192

“ICE portraits”

Al llegar me asignaron un uniforme azul como el del resto de los presos y toda mi […]

1205
192

El arte del encierro: “Accurate words”

Ojear mis revistas y libros viejos se ha vuelto una de mis frecuentes actividades de cuarentena. La […]

1205
192

El arte del encierro: “La cualidad de estar lejos”

Los conceptos de distancia y cercanía tienen efectos muy distintos entre los individuos. Éste fue el punto […]

1205
192

#FotosPorMéxico

Inspirado en dos proyectos análogos: 100 fotógrafos por Bergamo, de Italia y Pictures for Elmhurst de Estados Unidos, […]

1105